Bosques perdidos

Primero algo de música:

Veo árboles caer a mi alrededor, y pienso en Saruman y sus semi-orcos y orcos destroza-árboles. Las máquinas hicieron caer a los gigantes añosos en unos cuantos minutos, dejando un paisaje desolado. Cada vez que salgo veo un nuevo tronco talado. Bosques enteros sencillamente desaparecen de la noche a la mañana para hacer espacio a más ganado o edificios. En este mundo, siempre hay nuevas bocas humanas que alimentar. Más esclavos necesitados de refugio. Más dinero para hacer por quienes dirigen nuestro mundo cambiante. “¡Cortádlo todo!

¡Ay de nosotros! Donde antes solían erguirse los bosques, profundos, oscuros y sobrecogedores, ahora no hay más que llanuras y pastizales, ciénagas y cercos de alambre de púas, caminos y asentamientos. Desnudas yacen las colinas bajo el cielo, a menudo profanadas por las horribles construcciones del hombre moderno. Las montañas descansan en un mar de ciudades pestilentes. Jamás es roto el silencio por el viento o el canto de las aves, sino que ha sido reemplazado para siempre por el sonido incesante del motor; tractores, vehículos todo terreno, automóviles, autobuses, podadoras, camiones, lanchas, aviones, helicópteros, buques, motocicletas, sierras eléctricas, aviones ultraligeros, y lo que os ocurra; oídos en las cercanías o, en el mejor de los casos, a la distancia. No hay camino que no haya sido pavimentado, sea amplio o angosto. No hay bosque al que se le haya permitido crecer a sus anchas.

Aquí estoy. En este mundo. Atrapado en una red, siendo forzado a participar. No hay escapatoria. Haga lo que haga, siempre termino participando de alguna forma y hasta cierto punto. Así es como participo, contra mi voluntad, pero aún así lo hago, y lo hago sin sentirme culpable o avergonzado. Se que debo hacerlo. Así que participo. No obstante, participo también en la conservación de los antiguos secretos y nuestra especie. No importa lo que pueda pasar en tanto nuestra especie y los secretos de antaño perduren –y lo harán- en un mundo siempre renovándose.

The_Mutiliation_of_Uranus_by_Saturn

Seguid vadeando el excremento que este mundo produce. Superad el hedor. Perseverad. Cronos (“el tiempo”) lo cambiará todo para mejor y más temprano que tarde volveremos a vivir en un mundo que no nos exija defecar donde comemos y orinar donde bebemos. Y mientras tanto pensad en lo que vendrá. Vivid para el mañana, no para hoy. No viváis por vosotros, sino por vuestros hijos. No hay remedio para nosotros, arruinados por este mundo enfermo, pero nuestros hijos no lo están. Plantad árboles bajo cuya sombra jamás os sentaréis.

¡HailaR WôðanaR! ¡HailaR HaimadalþaR!

 

Título original: “Lost Groves

Traducido por Pablo Lintz para Thulean Perspective

Anuncios