Sombras

Sombras… de lo que alguna vez fue.

Transcripción:

El europeo moderno no es más que una sombra de lo que fueron sus ancestros:

El europeo promedio de la antigüedad podía correr más rápido que el campeón olímpico moderno de carreras de velocidad.

El europeo promedio de la antigüedad podía memorizar textualmente extensos poemas con tan sólo haberlos oído una vez.

El europeo promedio de la antigüedad podía arrojar una lanza aún más lejos de lo que el campeón olímpico moderno podría arrojar una jabalina.

Era capaz de mover enormes bloques de piedra con pesos cercanos a las mil toneladas.

Podía fabricar lupas a partir del hielo y usarlas para hacer fuego en tan sólo unos segundos. Aunque lo más común era que las fabricase con el cuarzo que hallaba en los Alpes.

Podía surcar los mares valiéndose de ‘piedras solares’, y mapas de las estrellas que almacenaba únicamente en su cabeza.

Lo más común era que tuviera una dentadura perfecta, y aún los ancianos rara vez padecían caries dentaria.

El europeo de la antigüedad jamás habría hecho daño a un hombre que fuera descendiente de quienes habían prestado ayuda a sus propios antepasados.

Si sobrevivía al nacimiento y la niñez, podía esperar una vida tan larga como la que naturalmente podemos alcanzar nosotros en la actualidad.

Podía llevar a cabo cirugías cerebrales (trepanación)… de las que los pacientes salían con vida.

Hay quienes incluso creen que podría haber dominado lo que hoy en día llamaríamos magia.

El europeo de la antigüedad era, en todos los aspectos, mejor que nosotros…

¿Y por qué?

Porque vivía en armonía con la Madre Naturaleza, respetando sus leyes.

Porque, mediante la práctica de lo que hoy llamamos la ‘religión europea’ (alias paganismo europeo), cultivó todo lo divino que hay en el hombre durante cientos de miles de años.

Porque aún no sufría la suerte de ser arrastrado al fango por el judeocristianismo y todos sus vástagos, y aún no había tenido que vivir durante dos mil años en su cloaca espiritual.

El judeocristianismo ha resultado ser desastroso para Europa.

¡Es por su causa que estamos tan sucios y al borde de la extinción!

La desidia, la debilidad y la cobardía son frutos de este culto foráneo, y sólo pueden erradicarse regresando a la religión europea.

¡Actuad, sed fuertes y valientes! Volvamos juntos a la vida y aseguremos un futuro para nuestros niños europeos.

Artículo relacionado: Per aspera ad astra.

P.S.: Recordad que no tengo cuentas en Facebook ni en vKontake ni en nada parecido. Cualquiera que afirme ser yo ahí o en sitios similares es un impostor. No entiendo por qué hay tanta gente haciéndose pasar por mí (según la policía noruega, alcanzan los 350 sólo en Facebook), pero, sean cuales sean sus motivos, están dañando mis intereses. Ayudadme a detener este fraude: avisad a cualquier persona que le interese la verdad que todos ellos son impostores.

 

Título original: “Shadows”

Traducido por Pablo Lintz para Thulean Perspective

Anuncios

3 pensamientos en “Sombras

  1. Pingback: Shadows | Thulean Perspective

  2. Pingback: Umbre | Fierăria Odalistă

  3. Pingback: Ombres | Thulean Perspective Français

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s